0

Nuestro equipo asesora a los estudiantes que llegan a conclusiones interesantes

Es un placer poder ayudar a las nuevas generaciones a investigar y encontrar respuestas a las cuestiones que se plantean sobre su entorno. En este caso, si las nuevas tecnologías perjudican la visión humana.

Hacemos transcripción de las conclusiones del trabajo de investigación de Mariona Fandos, Berta Nieto y Mar Vicente, del CIC Bachilleratos de Barcelona porque lo consideramos de máximo interés:

Una vez finalizada la búsqueda se puede decir que hay una clara deducción. Toda la investigación necesaria para elaborar un buen marco práctico, la entrevista con el especialista oftalmológico y los testigos y la encuesta realizada al público, no hacen más que llevar a una conclusión común: Las nuevas tecnologías perjudican nuestra visión siempre que se haga un mal uso o un uso excesivo. Es decir, afirman la hipótesis planteada al inicio del trabajo, y que recordamos: las nuevas tecnologías perjudican la visión humana.

El aumento del uso de las nuevas tecnologías es claro y, sobre todo, comprensible. Permiten hacer muchas actividades y tareas a la vez que antes eran inimaginables. En resumen, facilitan en general la vida cotidiana de la gente, pero es desde hace poco que se ha empezado a cuestionar su uso tan abundante. Debido al incremento de las TIC tanto en un ambiente lúdico como laboral, han aumentado también los casos de patologías causadas por éstas. El ojo es de las partes del cuerpo humano que nos proporciona más información y, como todo en este mundo, no es perfecto, aunque ya se sabía, dado que el ojo sufre hace tiempo de enfermedades que hoy en día están muy trabajadas (ej. miopía). Éstas sin embargo, ya tienen una solución, al contrario de las falsas patologías.

La enrevista con la oftalmóloga fue lo que demostró que el problema de las pseudoenfermedades existe y que, a medida que pase el tiempo, se irá agravando, ya que cada vez hay más casos de personas que sufren de alguna deficiencia ocular por culpa de un mal uso de las pantallas. Ella era consciente de las ventajas que conllevan y que, por tanto, no se dejarán de usar. Sin embargo, cree necesario que se busquen soluciones para que el ojo no sufra tanto ante las pantallas de móviles, televisiones y ordenadores. En definitiva, gracias a esta entrevista y visto que confirmaba la hipótesis, el proyecto se centró más en el conocimiento de las pseudoenfermedades introducidas por la experta. La conclusión de la encuesta al público también permite deducir que las nuevas tecnologías perjudican nuestra visión. Se formularon varias preguntas pero, una de ellas, coincidió claramente con la hipótesis. Se pidió a los encuestados que seleccionasen los síntomas que sufrían cuando estaban rato seguido ante una pantalla. Resultó que más de la mayoría sentía los ojos cansados. También sentían otros síntomas como el dolor de cabeza o los ojos irritados. Es por ello que ha servido para acercarnos al objetivo del trabajo y, en particular, a reiterar su hipótesis.

Aunque algunas preguntas de la encuesta no respondían a la hipótesis directamente, también permiten extraer algunas conclusiones. Para empezar, se puede observar que aunque una gran mayoría considera las nuevas tecnologías perjudiciales para la visión y experimentan algunos de los síntomas, no coinciden con el síndrome de la pantalla. Esto quiere decir que el problema no es suficientemente conocido socialmente. Sorprendentemente, casi la totalidad de los encuestados, mantiene una buena postura mientras trabaja con las TIC, cosa que significa que la causa de las pseudoenfermedades no es la mala postura, sino un mal uso de estas herramientas.

……..

Como conclusión personal, hemos podido valorar una vez finalizadas todas las partes de este trabajo, que las pseudoenfermedades están mucho más presentes actualmente de lo que pensábamos inicialmente. Sin embargo, es poca la gente que conoce su existencia o sabe que la padece o que la pueda llegar a sufrir. También hemos visto que tanto los profesionales como los autores de artículos que hemos leído, consideran este tema como un problema grave ya que, cada vez son más las personas que lo padecen y no hay ningún tipo de difusión en el ámbito social . Este trabajo nos ha aportado mucha información desconocida que nos ha hecho reflexionar bastante. Asimismo, nos hemos podido concienciar del problema cuando previamente ni lo considerábamos como tal, e informarnos de los consejos de utilización de las TIC, al ser conscientes del mismo, intentando transmitir nuestra preocupación a los más cercanos a nosotros. Tenemos también intención de transmitir este mensaje a todo aquel que lea este proyecto y, se pueda hacer una idea de lo que está pasando.

Pensamos que, teniendo en cuenta los consejos dados a nuestro trabajo y controlando el uso de las nuevas tecnologías, se podría llegar a aliviar el problema.

Abrir en WhatsApp
1
¿Tienes alguna duda?
Hola, ¿en qué podemos ayudarte?